06 mayo 2008

Ley de Parkinson

DE: NEO FRONTERAS
Demuestran la ley de Parkinson
Área: Matemáticas — Martes, 6 de Mayo de 2008

Según la ley de Parkinson los comités de más de 20 personas tienden a ser mucho más ineficaces en sus tomas de decisiones que los que son más pequeños. Un reciente estudio explica el fenómeno y proporciona sugerencias para ayudar a la Unión Europea.

Foto
Estabilidad política frente a tamaño del consejo de ministros. Foto: Thurner y colaboradores.

Como a muchos físicos, a Stefan Thurner le molesta desperdiciar tiempo en largas reuniones de comités. Después de que su universidad reestructurara su organización interna hace unos años ha descubierto que el tiempo que ha dedicado a comités y otras tareas administrativas se ha multiplicado por cinco.
Para entender por qué, Thurner, Peter Klimek y Rudolf Hanel estudiaron el trabajo del historiador británico C. Northcote Parkinson, que analizó la administración de la Marina Británica. Parkinson (que murió en 1993) descubrió una fuerte correlación entre la habilidad de un comité en tomar una buena decisión y su tamaño. En concreto descubrió que si el comité tenía más de 20 miembros era mucho más ineficaz que otros de tamaño menor. A esto lo denominó coeficiente de ineficacia.
Aunque muchas organizaciones son conscientes de esta regla o “ley” de las 20 personas, Thurner y sus colaboradores no encontraron en la bibliografía ninguna referencia o análisis matemático que lo explicara. Así que se pudieron a desarrollar un modelo matemático que lo hiciera.
Tomaron datos de gabinetes gubernamentales o consejos de ministros de 197 países a lo largo del globo, desde aquellos con cinco miembros como Liechtenstein o Mónaco a los 54 de Sri Lanka. Para medir la efectividad de cada gabinete los investigadores se centraron en cuatro parámetros: el indicador de desarrollo humano de la Naciones Unidas (o HDI y que tiene en cuenta factores como la salud, la riqueza y la educación de sus ciudadanos) y otros tres parámetros usados por el Banco Mundial como indicadores de la gobernabilidad de los países en todo el mundo.
Encontraron una fuerte relación lineal negativa entre el tamaño del gabinete y dichos indicadores. Es decir, los países con gabinetes grandes tienden a ser más pobres HDI que aquellos con comités pequeños. Según los autores la importancia estadística de sus resultados es órdenes de magnitud mejor que las usualmente consideradas como buenas en las ciencias sociales.
El equipo descubrió que para los cuatro indicadores la mayoría de los países por encima del promedio tienen menos de 20 miembros en los consejos. Resultado que apoya lo propuesto por la ley de Parkinson.
No obstante hubo excepciones importantes como Australia, Canadá y Nueva Zelanda que tiene consejos de 27, 32 y 27 miembros respectivamente. Estos tres países tienen sistemas políticos similares y una cultural también similar, por lo que Thurner espera colaborar con otros expertos para entender si estos factores afectan el comportamiento de los comités.
Una vez verificaron la ley de Parkinson estos investigadores desarrollaron un modelo matemático para ayudar a entender por qué 20 es un número tan especial en este tipo de casos. Para ello representan cada comité como un grafo en el que cada vértice es un miembro. El estado del grafo puede ser influido fuertemente por un subgrupo de miembros. Este subgrupo o subgrafo podría representar una facción del comité perteneciente a un partido político en concreto o a una corriente. Un vértice puede ser influido débilmente por otros vértices fuera de su propio subgrafo, cosa que reflejaría el hecho de que un miembro puede además ser convencido por las opiniones de un colega distante.
La dinámica del gabinete con un número fijo de miembros se simuló comenzando con un estado inicial en el que cada vértice tenía un estado específico. El estado de cada vértice o nodo es entonces cambiado si le influyen un número suficiente de oponentes del estado contrario. Este proceso se repite hasta que el sistema se asienta en una configuración estable de dos coaliciones, una a favor y otra en contra. El proceso se simula para cada posible configuración y los resultados permiten definir un parámetro de disenso que cuantifica la incapacidad del gabinete de llegar a un consenso mayoritario. Cuanto más grande es el disenso menos capaz es el gabinete de alcanzar un consenso.
Al usar esta técnica sobre una gama de gabinetes simulados, que iban de los 5 a los 35 miembros, los investigadores encontraron que el parámetro de disenso crecía lentamente con el tamaño del comité hasta llegar a los 20 miembros. A partir de este punto el factor cambiaba de tasa de crecimiento por un factor dos. Esto representaría la existencia de un punto crítico ahí y que la dinámica del gabinete cambia justo donde la ley de Parkinson dice.
Los investigadores creen que el cambio ocurre en el punto en el que el gabinete no puede soportar varias facciones independientes, y esto se relacionaría con la dificultan de tomar buenas decisiones.
Thurner espera que esta investigación ayude a las organizaciones controladas por comités o consejos tales como la Unión Europea a tomar decisiones efectivas. Esto ha venido siendo más complicado en este organismo desde que la Unión tiene 27 países miembros. La reducción del número de comisionados a 18 ayudaría a evitar caer en la maldición de la ley de Parkinson.

Fuentes y referencias:
Noticia en Physics World.
Artículo original (abierto).

No hay comentarios.: