07 febrero 2009

Nuevo libro describe los tipos de personalidad según el químico predominante en el cerebro

La reconocida antropóloga y bióloga estadounidense, Helen Fisher, definió cuatro tipos de personalidad, dependiendo si la sustancia más abundante es la serotonina, dopamina, estrógenos o testosterona.

por Rosario Aranda |

Desde siempre las personas se han preguntado qué lleva a escoger entre uno y otro individuo. O por qué dos personas pueden vivir en distintas ciudades, tener diferentes intereses e incluso distintos valores y, sin embargo, atraerse. Esa conexión llega a ser tan fuerte que no se puede explicar o, mejor dicho, no se podía.

El nuevo libro de Helen Fisher, "¿Por qué él? ¿Por qué ella?: Encontrando el verdadero amor entendiendo tu tipo de personalidad", entrega razones biológicas a la atracción humana. Esta antropóloga y doctora en biología desarrolló una fórmula que clasifica a las personas en cuatro simples categorías, que nacen del químico de mayor abundancia en su cerebro. Para definir esta naturaleza, consideró cuatro químicos principales: dopamina, estrógenos, serotonina y testosterona.

"La verdad es que existen más de cien químicos en el cerebro y hacen todo tipo de cosas, pero son estos cuatro los que se han asociado a los rasgos de la personalidad", explica Fisher. A los individuos regidos por la dopamina los llamó exploradores, por su constante búsqueda de riesgo; los que muestran más testosterona son los directores: decididos, competitivos y opuestos a los negociadores, en los que prevalecen los estrógenos. El último tipo es en el que predomina la serotonina y lo llamó constructor.

DIME QUIÉN ERES…
Para aplicar su teoría, Helen Fisher desarrolló un cuestionario con características de los cuatro tipos que podía ser respondido en la página de citas de internet chemistry.com. Luego, tomó las respuestas de 40 mil personas y, en base a éstas, estableció patrones de cada subgrupo. "El proceso que ocurre en el cerebro y las áreas que se activan son las mismas, sin embargo, el quién te atrae, cómo vives esa atracción, qué es lo que buscas en alguien estará determinado por tu tipo de personalidad", sostiene la antropóloga. Así, por ejemplo, gracias al análisis cuantitativo de las respuestas, se estableció que los negociadores se enamoran continuamente, mientras los directores son quienes lo hacen con menos frecuencia.

Y TE DIRÉ CON QUIÉN ANDAR
La segunda parte de la investigación se preocupó de analizar las elecciones de 28 mil personas previamente categorizadas. "Me fijé especialmente en quién elegía salir con quién y resultó que polos opuestos no siempre se atraen, porque los exploradores prefieren a exploradores y los constructores a constructores. Los otros dos tipos, negociadores y directores, se elegían mutuamente", dice. La antropóloga recomienda escoger a una pareja del tipo más compatible y aplicar ciertas estrategias como mencionar las palabras que más le gustan a ese tipo de personas o moderar los rasgos más radicales de la propia personalidad.

De todos modos, existirán factores incontrolables que pueden hacer compatibles a las parejas que, biológicamente, no deberían sentirse atraídas. Helen explica que "estos son patrones naturales, pero existen otras cosas que también son importantes como el tiempo, la cercanía, el mismo nivel educacional y de inteligencia. Entonces, yo puedo proponer quién es bueno para quién pero, con quién vas a tener un matrimonio más duradero… eso lo estoy investigandoy es materialpara mi próximo libro".

No hay comentarios.: